Cuadrivio

POESÍA

"LA POESÍA NO ES TEMPESTAD, TAMPOCO CICLÓN. ES UN RÍO MAJESTUOSO Y FÉRTIL."
LAUTRÉAMONT


Eros Alesi
Voces paranoicas

Existen poemas desgarradores desde su parte esencial de vida, en donde la pulsión está más cerca de la muerte, como si vivir no fuera una terrible carga de existencia, como si cantar fuera fácil y más de una infancia inexistente: enfans , lo que no se puede decir, lo que no se puede cantar. Kafka empieza su noble carta desde las cloacas del dolor recitándole al padre esa terrible imagen de la ausencia, que no es otra cosa sino el miedo, esa angustia presente del pasado. Eros Alesi es un discurso delirante, fragmentario, porque ya no puede ser de otra forma; sólo así puede suceder, el alma ha sido dañada: la palabra-catarsis, la palabra poema. Alesi es un poeta raro, así lo llamaría Darío, lo pondríamos junto a nuestro libros de Rimbaud, de Lautréamontt, del mismo Dino Campana, poetas sin tiempo con un pasado inexistente y un futuro sin habitar; su obra es más breve que su vida, como si fuera una condición morir joven. Aquí empiezo y termino bajo juramento de no decir más, de lo que ya un joven hizo: la poesía hecha dolor,

o el dolor de la poesía, de esa irresistible angustia de pensar que ya no puede haber más poesía, sino dolor, pero ese dolor es el último resquicio de un poeta que no lo quiso ser y termino siendo un himno de lo que se avecinaba: la caída del pensamiento.

Colección
Poesía
ISBN
978-607-9330-02-6
Publicado
SEP 2013
Tipo
EPUB
Copia
NO
Impresión
NO
$49.99

Comprar!

Vista preliminar

Escritores

Eros Alesi
Eros Alesi nació en Ciampino (Lacio, Italia) el 21 de diciembre de 1951. Tendría 15 años cuando huyó de casa, pues ya en mayo de 1967 vive con un grupo de jóvenes tildados de hippies, drogadictos y vagabundos, conocidos como los greñudos (i capelloni). Se le apoda entonces Eros Alesi Pasticca (Pastilla) y forma parte del movimiento Mondo Beat. En I viaggi di Mel (2004), Melchiorre Gerbino —fundador de Mondo Beat y director de la revista homónima que circuló entre 1966y1967 —recuerda su arribo a la comuna de Milán y apunta que Pastilla
era "el revelador natural de los humores y de la tendencia base de MondoBea". Como muchos jóvenes de su generación, Alesi se lanzó a los caminos. Viajó por Italia (Roma, Boloña, Nápoles, Milán), el norte de África y Oriente. El 31 de enero de 1971, Eros Alesi alcanzó el puff de su vida. Murió en Roma, al caer —o, con más seguridad, al lanzarse— del Muro Torto. Tenía entonces 19 años. No publicó en vida. Sus cuadernos de poesía se han rescatado paulatinamente. Cuadrivio en Voces paranoica recupera algunos cuadernos inéditos.

TE PUEDEN INTERESAR

Christian Peña
Veladora
El cuidado preciso en la prosodia –es decir, del arrojo formal– unido a la indagación en la fatalidad pasional, designan para mí la primera señal de la escritura de Christian Peña (Ciudad de México, 1985). Tal combinación es el santo y seña de la poesía en su más elemental y comp...

Leer Más  Comprar!

Alfredo Lèal
Espectros de Macedonio. Por Luisa Emilia Rossi Aranda
En Espectros de Macedonio nos enfrentamos con un cuestionamiento fundamental: ¿qué hacemos con la (des)articulación del ensayo como género, como concreción, como texto? Y Alfredo Lèal, con una prosa que privilegia como fuerza la congregación de sus fuentes, nos da respuestas y co...

Leer Más  Comprar!

Alberto Chimal
Historia siniestra
En este libro de dos caras Alberto Chimal continúa la exploración de su planeta propio, en este caso a través de la forma del mosaico, del fragmento, del rompecabezas. En el primero, “Ciudad X”, nos sumergimos en un relato con matices ominosos, premonitorios, a través de fragment...

Leer Más  Comprar!

Selene Flores
Cinema
“No corras tras la poesía, ella sola penetra por las junturas”, escribió Robert Bresson en una de sus notas sobre el cinematógrafo. Lo que Selene Flores desarrolla en Cinema bien podría ser el producto de la asimilación de esa idea; lejos de efectismos, su escritura renuncia a la...

Leer Más  Comprar!

(C) 2020 CUADRIVIO - DERECHOS RESERVADOS